¿Por qué los jóvenes sufren de presión alta y qué daños les causa?

¿La presión alta se puede heredar? Un especialista te explica sobre las causas de hipertensión en jóvenes y qué impacto puede tener en el organismo

¿Cuáles son las causas que producen la hipertensión en jóvenes?

Muchas veces se cree que sufrir de hipertensión es una condición que la padecen los adultos mayores únicamente, cuando en realidad es una enfermedad que también puede afectar a los jóvenes menores de 40 años, más aún si existen hábitos perjudiciales para su salud.

Pero, ¿por qué las personas jóvenes pueden sufrir de presión alta?

En conversación con ÚtileInteresante.pe, el Dr. Luis Vicuña, médico ocupacional y jefe de Unidades Médicas de Pulso Salud, señala que una de las causas más frecuentes es llevar una dieta alta en sodio (empaquetados, comida rápida, carnes, etc), el sedentarismo y la falta de actividad física, lo que incrementa los índices de masa corporal.

Asimismo, si bien el estilo de vida tiene un impacto directo en la hipertensión, el especialista también resalta la falta de una cultura preventiva de enfermedades crónicas no transmisibles, como la obesidad.

¿La presión alta es hereditaria?

El Dr. Vicuña explica que la presión alta tiene una predisposición genética, es decir, se puede heredar si existen familiares con esta enfermedad. Sin embargo, es posible que esta condición no se presente a largo plazo, si existen revisiones de por medio:

“Si tengo familiares (con hipertensión), entonces tengo que cuidarme con mayor razón, tengo que ir a mis controles y hacer descartes para evaluar mi factor de riesgo cardiovascular. En mujeres arriba de los 45 años y en varones arriba de los 40 años, agrega.

¿Qué daños puede causar la hipertensión en el organismo?

De acuerdo al médico Vicuña, existe un mayor riesgo de padecer de accidentes cerebrovasculares, se pueden presentar daño ocular y renal, así como también el corazón se modifica al punto de llegar a mostrar insuficiencia cardiaca

Recomendaciones

El Dr. Vicuña sugiere que lo más confiable es recibir un diagnóstico seguro por parte de un médico general que pueda realizar diversas pruebas y derive el caso a un cardiólogo, quien estudiará el tipo de hipertensión que pueda presentar un paciente.

“Por ejemplo, está la persona que en el consultorio se le diagnosticó presión alta y cuando yo le hago las pruebas en casa, me sale que no es hipertenso. Esta es una hipertensión de bata blanca (HBB), se pone muy angustiado de ver al médico y se le sube la presión”, explica.

Además, el especialista recomienda poner en práctica los siguientes hábitos:

  • Una dieta baja en sodio y asesoramiento con un profesional de nutrición de ser necesario.
  • Actividad física como mínimo 3 veces por semana, de 30 minutos. 
  • Evitar fumar, ya que es un hábito que potencia la enfermedad por hipertensión e incrementa el riesgo de daño arterial y accidente cardiovascular.
  • Regular el aspecto emocional y evitar el estrés ya que baja las defensas y es el origen de diversas enfermedades.

De igual manera, es importante realizar descartes periódicos, más aún si existen antecedentes familiares de hipertensión. Un diagnóstico temprano junto a la prevención pueden minimizar el costo de vida y la discapacidad como consecuencia.