Papa Francisco valoró el trabajo: “es un don y no una mercancía"

El pontífice abordó este tema por la celebración de la Conferencia de la Organización Internacional del Trabajo

Papa Francisco valoró el trabajo: “es un don y no una mercancía

El papa Francisco afirmó que el "trabajo es un don y no un deber" y que no puede ser tratado como una "mercancía porque posee su propia dignidad y valor", en una carta que envió en ocasión de la celebración de la Conferencia de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

En la carta publicada por la oficina de prensa del Vaticano y enviada al presidente de la OIT, Guy Ryder, Francisco aseguró que esta reunión se celebra "en un momento crucial para la historia económica y social, que presenta desafíos para todo el mundo".

"El desempleo está trágicamente expandiendo las fronteras de la pobreza", advirtió el papa.

En su mensaje, afrontó el problema del desempleo juvenil y cómo esto "pueden desmoralizar rápidamente" a la juventud y hacer que se siente "alienados" de la sociedad.

Sobre todo abordó "el grave problema" de la inmigración de masa y sus repercusiones en el mundo del trabajo y como éstos se convierten "en las víctimas de una globalización de la indiferencia".