Conflictos entre los congresistas Luis Roel y Edgar Alarcón

Alarcón ha pedido a la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales información sobre trabajadores que laboran en dicha entidad

Foto: Cuarto Poder

Edgar Alarcón (UPP) ha sido denunciado ante la Fiscalía por el vicepresidente del Congreso, Luis Roel (AP) por presuntos delitos de omisión de deberes funcionales y supresión, destrucción u ocultamiento de documentos.

Esto cuando Roel se desempeñaba como presidente de la subcomisión de acusaciones constitucionales, la misma que tiene contra Alarcón tres investigaciones pendientes.

La Fiscalía derivó a la subcomisión las denuncias contra Alarcón. Este solicitó información al respecto y Roel no se la dio, amparado en el reglamento del Congreso.

"Si quiso amedrentarme no lo logró porque yo no le he dado importancia, siempre he trabajado con objetividad en la subcomisión de acusaciones constitucionales, con el reglamento en la mano", dijo Roel al respecto.

El 3 y 9 de setiembre Alarcón envió dos oficios a Roel pidiéndole que su abogado se apersona para conocer el sustento de las denuncias en su contra.

Roel le respondió y señaló que las denuncias se encontraban en etapa de calificación al interior de la subcomisión por lo que no correspondía notificarlo ni informale sobre el contenido de casos.

Según el artículo 89 del reglamento del Congreso, el denunciado es notificado una vez que la Comisión Permanente ratifica la denuncia. Esto sucedió para dos de estas denuncias el 6 de noviembre pasado con un plazo de 15 días para que la subcomisión investigue.

Técnicamente recién en ese momento Alarcón podía ser notificado.

Pero al parecer Alarcón estaba muy apresurado en conocer los detalles de lo que la subcomisión manejaba en contra. El 22 de setiembre envió a Roel un nuevo oficio donde le pide información detallada sobre los trabajadores de la subcomisión.

Pide nombres completos, grados académicos y las fechas en las que iniciaron labores. Alarcón se justifica y argumenta que es para ejercer su legítima defensa.

Tres días después, el 25 de setiembre, Alarcón acusó a Roel de filtrar información a la prensa. Roel le responde y rechaza las aseveraciones. 

Roel no le remitió información alguna y Alarcón insistió hasta que el 6 de noviembre la comisión permanente ratificó dos de las denuncias. Entonces Alarcón recién fue notificado. 

Fuentes consultadas señalan que las acusaciones de Alarcón contra Roel son exageradas. El parlamentario Tocto aún no emite informe final sobre la denuncia de enriquecimiento ilícito. La denuncia de peculado no tiene congresista encargado.

Y la denuncia vinculada a los temerarios del crimen no es revisada aún por la permanente. 

Alarcón no quiso declarar para esta nota y Roel no ha sido notificado aún de las denuncias en su contra. El tiempo pasa a favor del excontralor.