Alan García: Luis Nava reveló existencia de más bienes del expresidente

Una casa de playa, a nombre de Roxanne Cheesman, iba a ser demolida y reconstruida pero el proceso se truncó. Los detalles en la siguiente nota

Alan García: Luis Nava reveló existencia de más bienes del expresidente

Se conocen más propiedades de Alan García. Foto: Cuarto Poder

Luis Nava reveló a la Fiscalía detalles sobre dinero recibido y propiedades del expresidente Alan García en la investigación que se le sigue por el caso Odebrecht. El exhombre de confianza del aprismo habría participado en la apertura de una cuenta en la Banca de Andorra y de recibir los sobornos que eran destinados al exmandatario.

Además, Nava también ha revelado la existencia de bienes desconocidos por la opinión pública: un terreno en Las Casuarinas, un lugar para un yate en el Lima Marina Club y una casa en la playa Los Cocos, de Asia.

Cuarto Poder informó sobre la existencia de la casa de playa y desde entonces se inició un proceso de indagación para determinar la veracidad de la información. El proceso fue acompañado por comunicaciones electrónicas en las que participaba José Antonio Nava Mendiola, hijo de Luis Nava y gerente de la empresa de transportes Don Reyna, que contrataba con Odebrecht.

La propiedad de la playa figura a nombre de Roxanne Cheesman, pareja del expresidente y madre de su hijo menor. La vivienda está a la altura del kilómetro 98.5 de la Panamericana Sur, en un club exclusivo de difícil acceso.

Desde el aire se aprecian manzanas de ordenados challets de un piso con terraza.

Una reportera de investigación de América Televisión ingresó al club privado y constató que la vivienda luce desocupada. La casa resalta por las columnas y la viga de madera que enmarcan la puerta principal y por los marcos del mismo material en las ventanas.

En septiembre pasado, Nava habló sobre "la ruta del dinero" y de una entrega de dinero de Barata a García. Y dijo: "Alan García me comentó sobre la propiedad que compró a su nombre su pareja Roxanne Cheesman (…) Alan me invitaba a tomar un trago en el verano en esa casa de playa. (Él) le comentó a mi hijo José Antonio que iba a modificar su casa de playa, demoliendo o tumbando la construcción y construir un sótano".

En medio de los correos que llegaron a la redacción de Cuarto Poder hay menciones inequívocas sobre una licencia de demolición de la casa que ha adquirido Cheesman. El primer correo se lo envió ella a José Nava Mendiola el 29 de abril de 2015:

"Hola José, ¿muy pesado este encargo de la cuatri? Dime nomás…¡entendería! Es más, me sorprendería que no fuera así", se lee. Se trataba de una cuatrimoto que debía ser trasladada desde la playa de Asia hasta la empresa de transportes Tahuantinsuyo. José Nava aceptó el encargo.

Otros dos correos del 8 y el 11 de mayo de 2015, Nava y uno de sus trabajadores (Guillermo Medranda Espinosa, figura en los emails) hablan sobre gestiones que hacen para obtener autorización de la Municipalidad de Asia para la demolición y construcción en la vivienda.

José Nava le decía a su trabajador: "José, me comuniqué con la gerente del club Los Cocos, me indicó que estaban tratando de comunicar(se) con la señora Cheesman. Tiene que enviar una carta con lo siguiente: comunicar al club y pedir la autorización de demolición, adjuntar planos de arquitectura, designar a un responsable de la obra para que el club pueda coordinar detalles con él", se lee.

Esos trámites existieron según los archivos del municipio de Asia. En el legajo se confirma que Roxanne Cheesman adquirió el inmueble por 120 mil dólares el 11 de diciembre de 2008 con un contrato de compra venta y transferencia de certificado de asociación y de derecho de usufructo.

Antes de aquella fecha pasaron cosas importantes a nivel gobierno. Emilio y Marcelo Odebrecht y Jorge Barata con Luis Mameri llegaron a Palacio el 11 de septiembre de aquel año, y el 17 García fue con Nava a Sao Paulo donde Nava le habló a Atala de la cuenta de Andorra.

Entre septiembre y noviembre del mismo año, el gobierno aprobó importantes normas y partidas a favor de los proyectos Gasoducto Andino del Sur y de la Interoceánica Sur, a cargo de Odebrecht.

Cheesman ha declarado que los 120 mil dólares de la casa de playa lo obtuvo por la venta de dos inmuebles en Chorrillos y Surco, que le reportó ingresos por 140 mil dólares. Los documentos de Registros Públicos acreditan las ventas. Los montos concuerdan pero falta acreditar si las operaciones están relacionadas y si siguieron la misma ruta.

En mayo de 2015, Cheesman quiso demoler la casa para construir una nueva. Pidió autorización a la municipalidad de Asia. Un empleado de otra empresa de Nava, inmobiliaria El Parque, confirmó a Cuarto Poder que se encargó de esos trámites.

El municipio dio autorización de demolición y de nueva construcción el 30 de mayo. El ingeniero a cargo de la obra sería Luis Luy Chung. Los trabajos iban a empezar en junio, pero no se concretaron.

A través de Whatsapp y del exsecretario Ricardo Pinedo, Cheesman explicó que José Antonio Nava dijo que podía ayudar y comenzó los trámites pero después me asustó la inversión y no hice nada", señaló.

Dos semanas después de la autorización de demolición, el fiscal Hamilton Castro a cargo del caso Lava Jato, inició las investigaciones por los hechos relacionados a pagos de Queiroz Galvao y la lobista brasileña Zaida Sisson. No se ha determinado si estos hechos hicieron detener los planes de construcción de los García Cheesman. Aún hay mucho por conocer en este caso.

LEE TAMBIÉN: Luis Nava Guibert: las veces que fue respaldado por el expresidente Alan García