Actual comandante general de la PNP fue citado como testigo en caso Gerson Falla

El abogado de los deudos de a familia señaló que el alto oficial de la Policía no tuvo imputación penal

César Cervantes no fue comprendido como implicado, ni como responsable

El general de la Policía, César Cervantes Cárdenas, recientemente nombrado comandante general de la PNP, fue comisario de San Borja, cuando Gerson Falla fue torturado y asesinado en abril de 2011. El abogado Carlos Rivera señala que el oficial no fue comprendido en la investigación.

“En el transcurso de las investigaciones del Ministerio Público como judiciales, el señor Cervantes no ha sido comprendido, no se le ha generado una imputación de carácter penal. Él lo que ha tenido es una vinculación en el proceso judicial como testigo”, dijo Rivera, abogado de los deudos de Gerson Falla.

El letrado agregó que “Cervantes no estuvo presente en el lugar de los hechos, por lo tanto, no tiene una intervención material o directa que lo comprometa en la realización de los actos de tortura con la subsecuente muerte de Gerson”.

César Cervantes no fue comprendido como implicado, ni como responsable de la muerte de Gerson Falla, pero uno de los policías procesados en el caso intentó comprometerlo.

“Han hecho alusión al que entonces era el comisario como si él fuera el responsable de este hecho. No encontramos evidencia de que los actos de tortura contra Gerson sea una disposición superior”, dijo Rivera.

El padre de Gerson Falla recuerda su encuentro con César Cervantes cuando en su condición de comisario de San Borja lo invitaron a rendir cuentas al Ministerio del Interior.

“Me suplicó que él no tenía nada que ver y no lo había golpeado y que no lo acuse de nada porque tenía familia. Estaba indignado, porque él se preocupaba por su familia y mi hijo es mi familia y él había fallecido”, dijo Marco Falla. Muy pronto concluirá el tercer juicio oral seguido contra cinco policías. Un sexto agente ya fue condenado.