¿Ponerse los brackets duele? Conoce los mitos y verdades

Los brackets pueden ayudarte no solo a tener dientes derechos, sino a corregir tu masticación y pronunciación 

Mitos y verdades sobre el uso de los brackets Foto: Shutterstock

Algunas personas se niegan a colocarse brackets, para corregir su dentadura, por miedo a sentir dolor.  ¿Qué hay de cierto?  Los especialistas aseguran que los tratamientos de hoy en día no son dolorosos y no deberían causar malestares que impidan nuestras actividades diarias.

[Pérdida temprana de los dientes de leche provoca dentadura chueca]

¿Colorse y usar los brackets produce dolor?

“Hay pacientes que no sienten nada, pero hay otros que sí.  Todo depende de la tolerancia al dolor del paciente”, refiere el odontólogo Christian Tanaka.

Por su parte, el especialista Jorge Luis Jaime explicó a “Sanamente” en América Noticias, que en la primera sesión, luego de hacerse un estudio al paciente, se colocan los brackets y se hace una presión mínima.  “Pero, el procedimiento se hace de a poquitos como para que el paciente no sienta malestar”.

¿Cuál es la edad ideal para colocarse los brackets?

Christian Tanaka indicó que a partir de los 13 años se recomienda la colocación de los brackets ya que los dientes son permanentes.  Este procedimiento está indicado para corregir la mordedura o cuando los dientes están torcidos.

[¿Es peligroso ir al dentista durante el embarazo? Conoce la verdad]

“No hay edad límite para usarlos, pero antes de colocarlos hay que hacer una evaluación y tomar un buena radiografía para ver si es posible usar o no los brackets en el caso de los adultos”.

¿Los brackets provocan heridas?

Si se producen heridas, estas sanarán rápidamente con una buena higiene bucal.  Asimismo, durante el tratamiento se deben evitar alimentos duros y fibrosos para evitar la caída de los brackets y accesorios.

¿Los brackets solo se colocan por un tema estético?

El odontólogo Jorge Luis Jaime refirió que tener una buena posición de los dientes ayuda prevenir la gingivitis o inflamación de las encías, mala masticación e incluso dolores de cabeza. 

“Si los dientes están chuecos, la mandíbula hace un esfuerzo para hacer la masticación correcta, ese esfuerzo se traduce en molestias, como el dolor de cabeza.  Por eso, no solo es por estética, ayuda a tener una buena pronunciación y masticación.  Va a mejorar nuestra salud en general”, apuntó.

[Blanqueamiento dental: mitos y verdades según los especialistas]

Etiquetas salud dental salud
Deja un comentario