Nicaragua: Policía acorrala a periodistas al cubrir registro de las oficinas del diario Confidencial

Confidencial es dirigido por Carlos Fernando Chamorro, hijo de la expresidenta Barrios de Chamorro, quien derrotó a Ortega en los comicios de 1990

Nicaragua: Policía acorrala a periodistas al cubrir registro de las oficinas del diario Confidencial. Foto referencial: AFP

La Policía de Nicaragua acorraló este jueves a un grupo de periodistas que cubrían el registro de las oficinas del diario digital Confidencial, crítico con el presidente del país, el sandinista Daniel Ortega, a menos de seis meses de que se celebren las elecciones generales en las que el mandatario busca una nueva reelección.

Los periodistas, entre ellos un equipo de la Agencia Efe, quedaron acorralados en un estacionamiento subterráneo del edificio de oficinas donde funciona el medio, luego de que un grupo de agentes policiales intentó capturarlos sin éxito, al observar que grababan a las camionetas que se llevaban los documentos de Confidencial.

La reportera gráfica de la Agencia Efe en Nicaragua, René Lucía Ramos, relató que escapó de ser capturada al ocultarse dentro de un contenedor, pero vio cómo se llevaban al fotógrafo de la Agencia France Press Luis Sequeira, quien fue puesto en libertad minutos después tras ser despojado de su teléfono móvil.

Los reporteros, quienes debieron permanecer ocultos por más de una hora, afirmaron estar bien después de la persecución y acorralamiento.

La actuación policial se dio cuando los reporteros cubrían el registro de las oficinas de Confidencial, cuya sede anterior fue confiscada hace tres meses.

Confidencial es dirigido por el periodista Carlos Fernando Chamorro, hijo de la expresidenta Violeta Barrios de Chamorro (1990-1997), quien derrotó a Ortega en las elecciones de 1990.

Minutos antes, la aspirante a la presidencia y periodista Cristiana Chamorro, hermana del comunicador, fue citada al Ministerio de Gobernación bajo señalamientos de tener responsabilidad en un supuesto delito de lavado de dinero.

Las aspiraciones presidenciales de Chamorro son vistas como la principal amenaza que tiene Ortega en su interés por la tercera reelección consecutiva.

La prensa en Nicaragua ha sufrido restricciones en los últimos años y los ataques contra periodistas o medios de comunicación han sido recurrentes desde el estallido social contra Ortega en abril de 2018.

Un informe divulgado ayer por el periódico más antiguo de Nicaragua, La Prensa, indicó que en abril pasado ocurrieron al menos 27 ataques contra la libertad de prensa en el país centroamericano.

Con información de EFE