Inseguridad ciudadana: los delitos que afectan a los ciudadanos en fin de año

Las fiestas navideñas y de fin de año hace que los delincuentes estén al acecho de sus víctimas 

Los marcas se ubican en exteriores de bancos Foto: Captura de TV

Por fin de año, los robos y asaltos se incrementan hasta en un 65%. Los delincuentes aprovechando la Navidad, época donde los trabajadores reciben sus gratificaciones, sueldos u otras bonificaciones, cometen robos al paso, incluso extorsionan por teléfono a sus víctimas. 

Según la policía, los cinco delitos que más afectan a la población en estas fechas son el raqueteo, que en comparación al año pasado aumentó. Si uno va por las calles en busca de regalos o de arreglos navideños o en qué gastar su gratificación, tenga cuidado; ya que los ladrones van en busca de sus propios regalos con cuchillos, chavetas o armas de fuego. Ellos se ubican en las esquinas o cuando el semáforo va en rojo para lanzarse sobre sus víctimas.

El general de la Policía Juan Carlos Sotil, jefe de la Dirincri, los ‘marcas’ son los más fríos y calculadores porque ingresan a los bancos con apariencia “inocentona”, simulando ser comerciantes cercanos del lugar y se ubican en las colas para hacer una transacción sin importancia para ver a los clientes. “[Ellos] salen de la agencia y lanzan la información a sus cómplices que pueden actuar a pie, en moto o en vehículo […]. Una de las características de esta banda es que propinan disparos a las piernas, víctima que se resistía, víctima que recibía un balazo para que suelte el dinero”.

Otro de los delitos que dispara las alertas es el robo de vehículos. Algunos terminan siendo vendidos en partes en el mercado negro, pero un gran número es usado en otros asaltos. 

Es en estas épocas es donde los delincuentes suelen hacer más daño y el delito que aumenta peligrosamente es la extorsión telefónica. Según las estadísticas de la Dirincri, en los últimos tres meses se han registrado 150 denuncias, y quizá haya más, pero las víctimas no siempre formulan denuncia por temor.

Si recibe una llamaba, tómelo con calma, recuerde que los delincuentes son tan hábiles que intentan engañarlo impostando voces, para luego meterle el cuento del pariente detenido, desaparecido o que ha sufrido un accidente. Tenga en cuenta que si saben su número telefónico es porque lo sacaron de la guía telefónica o de internet, y si saben los nombres de sus familiares es porque revisaron las publicaciones de sus redes sociales.

El quinto delito que se vuelve frecuente en temporadas decembrinas es el robo en las casas. Y es que Papa Noel no sería único que se mete en ellas sin avisar. Fíjese siempre si alguien dejó alguna inscripción sospechosa en su vivienda, asegúrela y si tiene pensado viajar, encárguese de que alguien vigile su casa; pues en época de reflexión y perdón los únicos que no perdonan son los delincuentes.

LEENavidad 2018: sigue estos 6 consejos para prevenir el marcaje y el robo

LEETaxista fue víctima del robo de su vehículo en SJM