Sport Chavelines: "Árbitro Chirinos nos ofreció ascender, cobraba 30 mil soles por partido"

Sport Chavelines: Árbitro Chirinos nos ofreció ascender, cobraba 30 mil soles por partido
Nueva denuncia contra el arbitraje peruano | Foto: La Industria.

Jean Acevedo, presidente de Sport Chavelines, hizo una fuerte denuncia

El presidente de Sport Chavelines, Jean Acevedo, denunció que el árbitro Eduardo Chirinos le ofreció ascender a su equipo a la Liga 1 a cambio de un pago de 30 mil soles por partido.

"El árbitro Chirinos se contactó con una persona que trabaja conmigo. Esta persona le dijo que no lo podía atender, pero a tanta insistencia fue un día a almorzar con nosotros. Llegó con capucha, se presentó, me dijo que había buscado conversar conmigo y ahí me comentó el tema, que nos ofrecía ascender y que nos cobraba 30 mil soles por partido porque tenía que repartirle a varios", dijo Jean Acevedo a 'La Tertulia Deportes'.

"Yo quise darle una negativa, pero mi hermano me dijo que lo deje que se explaye. Lo escuché y me dijo: 'Te voy a demostrar lo que se puede hacer'. Le dije que me deje pensarlo, pero ahí quedó. Llegó un momento que perdimos un partido y él llamó al contacto y le dijo que le debíamos 30 mil soles porque nosotros no habíamos aprovechado las oportunidades. El equipo que jugó con nosotros nos ganó bien así que lo tomamos como si fuera un payaso, porque nosotros no llegamos a ningún acuerdo".

Sin embargo, agregó Acevedo, las llamadas fueron repetitivas pidiendo un pago, por lo que acudió al presidente de la FPF, Agustín Lozano. Lo que el directivo no imaginó es que no lo tomarían en serio.

"Fue como en el quinto partido del torneo, fui al despacho del señor Agustín. Cuando llegué me estaba esperando con el señor Sulca (titular de la Comisión Nacional de Árbitros). Le dije que ya estaba cansado que partido tras partido me decía que le debía 30 mil soles. Pero no hicieron nada", contó el mandamás de Sport Chavelines.

Sin respuesta de la FPF, Acevedo decidió actuar y habló con otro árbitro que había sido implicado, pero resultó que nada tenía que ver con el tema.

"Yo indignado le pedí a un árbitro conversar. No quiso aceptar, pero prácticamente le rogué y accedió. Me dijo: 'Si me he equivocado, ha sido humanamente', y delante mío llamó a Eduardo Chirinos: 'En qué me estás metiendo, me estás perjudicando. ¿Me has dado algún dinero o yo te he pedido algo?'. Resultó que él era un árbitro honesto y este señor (Chirinos) estaba tomando su nombre".

Esta es la segunda acusación contra un arbitraje peruano en la Liga 2. El año pasado se denunció de un supuesto soborno a Miguel Santiváñez, quien actualmente se encuentra investigado y suspendido.

Deja un comentario