Perito de la Dirincri: "Máquina de gaseosas de McDonald's era una bomba de tiempo"

La acumulación de agua debajo de la máquina expendedora de gaseosas también contribuyó en esta tragedia

El accidente ocurrió en el local de Pueblo Libre. Foto-Video: América Noticias

Según el perito físico químico Víctor Manrique, de la Unidad de Criminalística de la Dirincri, la máquina expendedora de gaseosas que causó la muerte de Carlos Campos Zapata y Alexandra Porras Inga, dos jóvenes trabajadores McDonald's, estaba por encima de los niveles de corriente eléctrica cuando el primero intentó manipularla para cambiar el balón de gas.  

“Como la máquina estaba electrizada y como todo el balón es metálico, su manguera y el conector es metálico y la llave tuerca es metálica y tiene en sus manos las quemaduras, es muy probable que haya estado manipulando la máquina y por ende recibió la descarga eléctrica”, dijo.   

Indicó que la máquina ya era una bomba de tiempo, pues estaba energetizada y en cualquier momento podría producir ese accidente. 

“En las manos presentaba algunas quemaduras entre el tercer y cuarto dedo, esto es característico de una descarga eléctrica”, sostuvo. 

Las pericias también revelaron por qué la llave de tuercas estaba junto al cuerpo de Carlos Campos. Además, la acumulación de agua debajo de la máquina expendedora de gaseosas también contribuyó en esta tragedia.

“Esa llave era para desajustar el conector del balón que estaba conectada con la máquina para instalar uno nuevo”, dijo el experto.

“Se notaba que no tenía mantenimiento, con aniego, en mal estado de conservación. El agua es un buen conductor de electricidad. Debieron haber usado botas de jebe", explicó Manrique.

La División de Homicidios de la Dirincri investiga el caso para determinar a los responsables de la muerte de estos dos jóvenes.

LEEMcDonald's: Se sabía que 24 horas antes del accidente máquina presentaba fallas

LEEMcDonald's: Cáceres asegura que "llegarán hasta las últimas consecuencias"