Jarrius Robertson, el pequeño que se robó el show en el All Star 2017

Su desenvolvimiento y una increíble canasta lo hicieron protagonista

Jarrius J.J. Robertson, de 14 años, se robó el show en uno de los eventos deportivos más espectaculares de los Estados Unidos: el All Star de la NBA 2017.

Robertson padece atresia biliar, una enfermedad crónica que le obligó a someterse a un trasplante de hígado con solo un año de edad, y que entre otras muchas complicaciones, afecta a su crecimiento. El viernes fue invitado al partido de las celebridades en Nueva Orleans y fue un éxito.

Durante el compromiso comenzó a bromear con Draymond Green, jugador de los Warriors. Con el paso de los minutos se fue ganando al público y bajó a la cancha. Su momento cumbre fue cuando anotó una canasta en su primer lanzamiento. Revívelo en el video de aquí arriba.

ETIQUETAS: NBA,