Útil e Interesante

¿Qué frutas de estación comer y cuáles son sus beneficios?

Te explicamos por qué las frutas de estación son más sabrosas y sobre todo económicas.  Hay una gran variedad que podrás disfrutar hasta marzo

Las frutas son una excelente fuente de vitaminas y minerales las cuales fortalecen nuestro sistema inmunológico.  Los expertos en nutrición recomiendan optar por las que se encuentran en estación, ya que son más sabrosas y económicas.

El portal Andina hizo una lista de las frutas de estación, las mismas que se pueden consumir todo el verano, hasta marzo y se pueden encontrar en mercados, tiendas y centros de abasto.

Naranja: además de la vitamina C y diversos minerales como el potasio, magnesio y calcio. Tiene una importante cantidad de fibra. Los nutricionistas recomiendan comerla antes de usarla para jugo. Posee además ácido fólico que interviene en la producción de glóbulos rojos y blancos y participa en la formación de anticuerpos del sistema inmunológico.

Piña: contiene una enzima que ayuda a digerir las proteínas, por lo que resulta un postre ideal para facilitar la digestión  Es fuente de antioxidantes que ayudan a reducir el riesgo de múltiples enfermedades, entre ellas las cardiovasculares, las degenerativas e incluso el cáncer.

Maracuyá: es rica en vitamina A y C, pero no es lo único. Es también fuente de potasio, fósforo y magnesio.  Posee además una cantidad importante de fibra, que mejora el tránsito intestinal y reduce el riesgo de ciertas alteraciones a nivel gástrico

Mandarina: todas aportan una gran cantidad de vitamina C, así como flavonoides y aceites esenciales. Son apreciadas por todos por la facilidad en que pueden pelarse y degustarse.  

Además, es baja en azúcares y por tanto aporta menos calorías. Tiene gran cantidad de fibra sobre todo en la parte blanca entre la pulpa y la corteza. Posee además, ácido fólico y provitamina A, que se transforma en vitamina A en nuestro organismo conforme éste lo necesita. 

Las frutas de estación que puedes consumir por ser más ricas y económicas
Las frutas de estación que puedes consumir por ser más ricas y económicas

Papaya: su valor calórico es bajo y es una fuente muy importante de vitamina C, tan apreciada en la formación de colágeno, huesos y dientes, glóbulos rojos y favorece la absorción del hierro de los alimentos, así como la resistencia a las infecciones. 

Mango Kent: es fuente de vitamina C y A.  200 gramos de pulpa cubren las necesidades diarias de una persona. Es además rico en magnesio. Su contenido de fibra le confiere propiedades laxantes y mejora el estreñimiento, contribuye a reducir las tasas de colesterol en sangre y tiene un efecto saciante, beneficioso en caso de diabetes y exceso de peso, eso sí, en cantidades adecuadas.

Sandía: contiene vitamina A y potasio.  Dos buenas tajadas suplen a un vaso de agua. Los expertos la recomiendan tras un día de excesos alimenticios, pues al ser diurética, favorece la eliminación de sustancias de desecho por la orina, por lo que resulta una ayuda perfecta como desintoxicante.

Manzana israel: aporta vitamina C y potasio, un mineral importante en el funcionamiento de nuestros nervios. Ayuda a la contracción de los músculos y a que su ritmo cardíaco se mantenga constante. 

Además, es fuente de vitamina E, necesaria para dar estabilidad a las células sanguíneas como los glóbulos rojos y ayuda en la fertilidad. 

Plátanos: tiene una alta concentración de potasio, magnesio (forma parte de huesos y dientes) y ácido fólico (contribuye a tratar o prevenir anemias y de espina bífida en el embarazo). Mejora la inmunidad y posee un suave efecto laxante. Gracias a su aporte de fibra es ideal para quien tiene procesos diarreicos. 

El melón, la lúcuma y la tuna verde son otras de las frutas que podrás disfrutar todo el verano.

Beneficios de consumir frutas de estación

Andrea Lozano de “Aceitunita verde” nos explica que el comer frutas que se producen en cada estación es muy beneficioso para el consumidor y para el medio ambiente:

  • Las frutas crecen respetando los ciclos de la naturaleza, lo que significa que no se necesita de químicos ni pesticidas para forzar su producción.
  • Son más sabrosas y su color y textura es mejor, ya que al madurar naturalmente saben distinto a las que maduran de manera artificial.
  • Son más económicas porque crecen en abundancia y hay menos plagas que las ataquen.
Etiquetas nutrición Salud
Deja un comentario

RELACIONADOS