Japón construirá muro de hielo para evitar fugas en central de Fukushima

La barrera, que será subterránea, tendrá 1.4  kilómetros de longitud

Japón construirá muro de hielo para evitar fugas en central de Fukushima

Japón pretende invertir cientos de millones de dólares en la construcción de una inmensa pared de hielo subterránea de 1.4  kilómetros de longitud.

La barrera busca evitar futuras fugas de agua radiactiva de la dañada planta nuclear de Fukushima, que quedó en mal estado tras el terremoto de Japón del 2011.

Este accidente nuclear fue uno de los más catastróficos de la historia, siendo uno de los dos únicos que alcanzaron la clasificación 7, junto con el desastre de Chernobil de 1986. Los daños en la central, provocados por el sismo  requieren de un constante bombeo de agua para enfriar los reactores, lo que crea 400 toneladas de agua contaminada al día.

El plan es enterrar una serie de tuberías alrededor  de la central por las que fluirá un líquido refrigerante de hasta -40 grados, que congelará la tierra a su alrededor, creando un muro de 27 metros de profundidad.

Esta técnica solo ha sido probado en algunos túneles y subterráneos, pero nunca a esta escala, por lo que las obras, que comienzan en junio, ya han suscitado escepticismo entre los expertos.