Motos sin freno: Los brevetes express que otorga el Ministerio de Transportes

Los agentes de tránsito proponen que sean ellos y no las municipalidades quienes se encarguen de la emisión de brevetes para motos  

Se calcula que en la actualidad hay más de un millón 200 mil conductores de motos. Foto: Cuarto Poder

Los motociclistas se burlan de las autoridades sin mayor empacho, pues lamentablemente los agentes de tránsito no pueden hacer nada. La informalidad sacándole la vuelta a la legalidad.

¿Qué ocurre? A las autoridades del transporte se le ocurrió la idea que los vehículos menores, o sea, motos de 2 y 3 ruedas sean regulados por las municipalidades provinciales y no por el Ministerio de Transportes

Desde que aplicaron esa idea, cualquiera puede conseguir un brevete de moto. Los conductores se dan el lujo de confesarles en la cara los policías que nunca pasaron por examen alguno. Increíble.

Los agentes de tránsito proponen que sean ellos y no las municipalidades quienes se encarguen de la emisión de brevetes para motos. Y esto no son casos aislados. En un operativo policial de tránsito, los policías confirmaron que, no uno ni dos, sino que el 100% de los intervenidos había obtenido el brevete sin pasar por examen médico o de circulación.

Para obtener un brevete de moto, la ley dice que el conductor debe pasar por una prueba escrita, un examen médico y otro de manejo, en un circuito autorizado por el Ministerio de Transportes.

Se calcula que, en la actualidad, hay más de un millón 200 mil conductores de motos. Con lo cual los centros de manejo deberían estar repletos. Fuimos a verlos y esta es la realidad.

Este es el único centro de manejo para motos autorizado en el Callao. Pese a que la mayoría de brevetes emitidos en la capital son de esta región, el dueño del circuito no tiene un solo cliente, ni en el día, ni en la semana, ni desde que abrió.

Muchos de los accidentes motociclísticos son ocasionados no por negligencias o maniobras imprudentes; sino por simple y llana impericia, por no saber manejar bien el vehículo. Y eso ocurre porque cualquiera puede subirse y manejar una moto, sacando una licencia que ni siquiera exige la más mínima prueba de manejo. Así, un gran número de estos pilotos con brevete no tienen la menor idea de cómo reaccionar ante alguna eventualidad en la pista.

Según el departamento de investigación contra accidentes de tránsito de la Policía, el 2019 hubo 81 accidentes fatales protagonizados por motos. El 2020, pese a la orden de inamovilidad, la cifra subió a 86 accidentes con muertos; y en el 2021, solo contabilizado hasta el 22 de setiembre, han ocurrido 68. Lo que quiere decir que estén año morirán más personas en este tipo de accidentes. Lamentable.

Las cifras de venta de motos han batido todos los records. Este año será el más rentable para quienes venden los vehículos de 2 ruedas. Y como para conducirlos no es necesario dominar su manejo, obviamente, los accidentes se multiplicarán. El problema radica, pues, en la absoluta ausencia de una regulación seria, profesional.

Las cifras ya muestran el aumento de los accidentes fatales que ocurren en las pistas. Ochenta y seis muertes el año pasado y en lo que va de este ya son 68. 

El Ministerio de Transportes es el ente rector, depende de ellos regular a los vehículos menores, aunque ya constituyen un problema mayor.