Arequipa en emergencia por la variante Delta

El cerco que se impone desde el lunes no contempla que el virus podría ingresar por el aeropuerto de Lima

Foto: Cuarto Poder

En Arequipa, la pandemia avanza a pasos agigantados. Los pabellones externos de triaje se convirtieron en salas de cuidados intensivos porque ya no hay espacio al interior del hospital.

Ahora, la falta de oxígeno no es el principal problema, sino la llegada de un virus nuevo que a solo tres meses de su aparición se apodera de los arequipeños.

La ciudad blanca es ahora una ciudad de luto. La temible cepa Delta está causando estragos en el mundo, pero aquí la variante Lambda o variante andina ataca sobre todo a jóvenes.

El hospital Honorio Delgado tiene un déficit de 60 médicos, 60 enfermeras y 40 técnicos de enfermería. Hay una lista de espera de entre 18 a 20 pacientes que están en terapia de alto flujo.

Si bien en Arequipa podría estar empezando una tercera ola, los hechos indican que se trata más bien de la culminación de una segunda ola nacional.

El cerco que se impone desde mañana en algunas provincias no contempla que el virus podría estar ingresado por el aeropuerto internacional de Lima. No está permitido bajar la guardia.