Francia vs. Croacia: 10 diferencias entre los finalistas del Mundial Rusia 2018

Estos son los contrastes entre los rivales del 15 de julio en Moscú

Francia y Croacia protagonizarán este domingo 15 de julio (10:00 am, hora peruana) la final del Mundial Rusia 2018 tras recorrer caminos bastante distintos hasta el partido en el estadio Luzhnikí de Moscú.

Estas son las diez diferencisa más importantes entre ambas escuadras:

1. Arquero penalero. Si bien Hugo Lloris y Danijel Subasic son dos de los mejores porteros del torneo, este último ha demostrado ser un experto atajador de penales en las tandas ante Dinamarca (octavos de final) y Rusia (cuartos). El francés está con saldo negativo, pues no pudo tapar su único tiro desde los doce pasos en Rusia, ante el australiano Michael Jedinak en el debut.

2. Uno llega entero, el otro… Mientras Croacia ha jugado tres veces el tiempo suplementario, Francia ha resuelto todos sus partidos eliminatorios en 90 minutos y sin mayores lesiones (los croatas tienen más de un jugador sentido como Subasic, Vrsaljko y otros). Este factor puede ser determinante si los galos saben sacar ventaja en los momentos de debilidad croata, algo que no logró Inglaterra.

3. El factor Modric. Croacia tiene hoy al jugador con más alto nivel del torneo: Luka Modric. Si mantiene las actuaciones de los últimos encuentros, tendrá buenas posibilidades de hacerle frente a Francia, un equipo que suele permitir licencias para rematar de fuera del área, una de las especialidades del volante. Luka marca y distribuye, un conjunción que no logran tener por igual, pese a su enorme capacidad, Pogba y Kanté, los medios franceses.

4. Una fábrica de goles. Aunque Giroud no ha conseguir aún estrenarse en el marcador, Francia cuenta con una línea delantera de lujo, con jugadores que han resuelto partidos en base a su calidad como Kylin Mbappé o Antoine Griezmann. Si logran asociarse sin grandes dificultades, Croacia lo pasará muy mal. Del otro lado, Mandzukic y Kramaric se asoman como los más peligrosos.

5. Discusión lateral. Croacia es el equipo que más centros ha enviado en el campeonato, pues busca generalmente la aparición de alguno de sus jugadores en el segundo palo. En esa cuestión, Strinic y Vrsaljko saben dónde tiene que aterrizar el balón, como en el tanto de Perisic a Inglaterra. Por el lado galo, Pavard y Hernández suelen ser carrileros con mayor vocación de pisar el área contraria y suelen llegar a línea final. Incluso el primero marcó un golazo ante Argentina gracias a su intención ofensiva.

6. Cuestión de centrales. Tanto Francia como Croacia comparten la ventaja de contar con zagueros goleadores. Para los galos, Varane (ante Uruguay) y Umtiti (ante Bélgica) aparecieron por vía aérea cuando más se le necesitaba. En tanto, Vida fue el héroe croata ante Rusia cuando todo parecía perdido y Lovren tampoco es un desconocido de estas lides. La diferencia está en la solvencia defensiva por la misma vía, donde el cuadro francés ha mostrado ser mucho más sólido.

7. El mercado también cuenta. Según el portal especializado Transfermarkt, Croacia tiene un valor total de 294.75 millones de euros. Bastante menos que los 580 millones que vale el plantel francés, a priori favorito para la final.

8. Fuerza desde el banco. Zlatko Dalic es el entrenador de Croacia y es conocido, además de su capacidad para leer los partidos, por su gran poder motivador, algo que ha sostenido a su equipo hasta la final del Mundial. Didier Deschamps, en tanto, es también otro de los técnicos destacados de Rusia 2018, aunque carga aún sobre los hombros el fanstama de la final perdida en su Euro 2016 ante Portugal. En aquel momento, Francia no supo resolver el encuentro y se llenó de tensión.

9. La experiencia puede pesar. Francia jugará su tercera final en 20 años y está habituado a definir esta clase de encuentros, una experiencia vivida en carne propia por su técnico Deschamps. Los croatas, en tanto, jugarán el partido más importante de su historia y, hasta la fecha, viven del recuerdo del tercer puesto en Francia 1998.

10. Puede marcar historia. Si Croacia vence a Francia, se unirá a España e Inglaterra como selecciones que lograron estrenarse como campeones mundiales y, hasta la fecha, no han repetido el logro. Un título croata cambiaría totalmente el panorama del fútbol europeo y sus futbolistas actuales y futuros serían totalemente revalorizados. Francia, por su parte, consolidaría a sus figuras y aseguraría quizá millonarias transferencias para ellos si consigue la corona.

Deja un comentario