¿Por qué le tenemos miedo a los payasos?

¿Le temes a Pennywise de "IT" o a un simple animador de fiestas? La fobia a los payasos podría provocarte hasta taquicardias. Conoce por qué sucede esta condición

¿Por qué le tenemos miedo a los payasos?
Este miedo inconsciente puede permanecer en adolescentes y adultos.

La fobia a los payasos puede parecer un drama que solo afecta a los niños o que quizás tú también pudiste padecer en alguna etapa de tu infancia. Sin embargo, este miedo inconsciente puede permanecer en muchos adolescentes y hasta adultos.

Lee: [Tartamudez: por qué se produce y cómo detectarla a tiempo]

La coulrofobia o el temor a los payasos es un trastorno que se forma en la etapa infantil y tiende a prolongarse en el tiempo, de no ser tratado correctamente, en menores y adolescentes de 4 a 16 años. 

Según los expertos, la mayoría de payasos genera desconfianza al ocultar su identidad, a través de colores llamativos, una sonrisa forzada y gestos de felicidad totalmente inquietantes. 

"Los colores vivos, los ojos y sonrisas exagerados son estímulos nuevos para la mente de un niño, y pueden llegar a causarle miedo, del mismo modo que con otros personajes desconocidos", explica Luis Antón, psicólogo del Instituto de Psicoterapias Avanzadas (España) en un informe para la HuffPost.

Este tipo de fobia no solo se resume a un pánico hacia personajes terroríficos como Pennywise de la película "IT", sino que también puede presentarse con la imagen de simples animadores de fiestas infantiles o incluso clowns. 

Lee: [Cómo saber si un niño o niña presenta signos de autismo]

"El hecho de tener la cara cubierta de maquillaje hace que no puedas conocer las emociones del otro, produciendo un efecto parecido a ver un sádico o un psicópata", señala el especialista.

Aquellos que padecen de coulrofobia severa pueden llegar incluso a padecer de taquicardias, temblores, sudores fríos y ataques de ansiedad. Estos síntomas incluso pueden verse reforzados si los traumas no son tratados. 

Por ello, los especialistas recomiendan no afianzar el temor a los payasos con el colectivo popular que tilda a los payasos como personajes psicópatas, como se muestra en diversas películas. La clave está en saber distinguir la ficción de la realidad.

En el caso de los niños, este tipo de fobia se puede erradicar desde pequeños a través de psicoterapia con expertos, la cual ayuda a que "aprenda a tolerar el temor mediante una explicación de lo que es un payaso y lo que se oculta detrás de la máscara. Así podrá razonar sobre lo que es", indica el especialista.

Lee también: [¿Qué hacer para que tus hijos duerman temprano y despierten felices?]

Deja un comentario