¿Cuáles son las causas de sangrar luego de tener relaciones sexuales?

¿Te manchas así sea con poca sangre luego de tener intimidad? Las especialistas en ginecología te explican por qué este es un signo de alarma y qué debes tener en cuenta

¿Por qué suelo sangrar después de tener relaciones sexuales?

La coitorragia o sangrar tras las relaciones sexuales no es signo normal, así sea mucho o poca la cantidad del sangrado. Es un especialista en ginecología quien debe revisar la situación y brindar un diagnóstico adecuado. 

De acuerdo a la ginecóloga Gloria Rivero, la coitorragia puede ser una causa de hasta cuatro patologías distintas.

Eversión glandular: Es lo que suele llamarse úlcera cervical. Las glándulas que se llaman eversión glandular tiene muchos vasos sanguíneos, que pueden llegar a sangrar cuando se realiza un papanicolaou o se produce el coito.

“El sangrado a veces no se presenta, pero recuerda que la sangre es medio de cultivo para las infecciones vaginales, además que es un medio por el que tú puedes adquirir una infección de transmisión sexual”, señala la Dra. Rivero en este video.

Pólipo cervical: Cuando estas mismas glándulas aumentan y crecen mucho de tamaño pueden llegar a formar un pólipo, los cuales en su mayoría pueden llegar a ser benignos.

“Pero, es importante quitarlos y mandarlos a analizar a través de una biopsia y que un patólogo nos diga si estos son benignos o malignos. Depende de diversos factores, ya que no es lo mismo un pólipo a los 22 años que a los 60 años”, agrega la especialista.

Cáncer cervico uterino en etapa avanzada: Se da cuando ya hay un tumor que pudiera estar ocasionando un sangrado. Es un cáncer ginecológico totalmente prevenible a través de un papanicolaou y colposcopía constante, ya que son pruebas complementarias.

Atrofia vaginal: Generalmente se presenta en mujeres en edad adulta de 60 años de edad o cuando llega la menopausia. Según la Dra. Rivero, es parte del envejecimiento vaginal. 

“La vagina tiene bastantes capas que, conforme vamos llegando a la etapa adulta, van disminuyendo. Cuando llega la menopausia, que ya no hay estrógenos, esta capa es sumamente delgada que cuando tienes relaciones sexuales puede haber un sangrado”.

Por su parte, la Dra. Milagros Molina, ginecóloga obstetra, menciona que también pueden existir causas menores, como el rompimiento del himen por la poca frecuencia en la vida sexual o tener coitos cuando se está ovulando, lo que genera ciertos manchados.

Sin embargo, por cualquiera que sea el motivo, sangrar con las relaciones sexuales u otras actividades es un signo de alarma que necesita ser observardo por un médico especialista.

“Hay que hacerse un papanicolau y si sale normal, pero la mujer sigue sangrando con los coitos o la actividad física, hay que hacerse una colposcopía, que es ver con un lente de aumento el cuello del útero para ver si hay lesiones del Virus del Papiloma Humano, asegura la Dra. Molina.