Un pintor ruso protestó clavándose los genitales en la Plaza Roja de Moscú

Protestó contra la corrupción policial existente en ese país

Rusia.

El pintor ruso Piotr Pavlenski se clavó los genitales al piso de la Plaza Roja de Moscú con el objetivo de protestar contra la corrupción policial existente en ese país, hecho que coincidió con la celebración del Día de la Policía.


 


“No es la arbitrariedad de los cargos públicos lo que priva a la sociedad de su capacidad de actuar, sino la fijación en sus derrotas y pérdidas que nos clava cada vez con más fuerza a los adoquines del Kremlin, convirtiendo a las personas en estatuas que esperan resignadas a su destino”, dijo el pintor explicando su acción.


 


Pavlenski se quedó inmóvil completamente desnudo durante más de una hora mirando sus testículos y luego fue trasladado a un hospital por efectivos de la policías, quien han señalado que tras ser tratado medicamente será detenido.


 


Pero esta no es la primera ocasión que el artista se hace daño en forma de protesta, y es que en junio del año pasado, Pavlenski se cosió la boca en una acción de apoyo al grupo femenino punk Pussy Riot, dos de cuyas integrantes están encarceladas por cantar contra Putin en el principal templo de la Iglesia Ortodoxa Rusa.