Equipo de la PNP captura a bandas criminales en flagrancia gracias a drones

La unidad operativa de investigación criminal de la región Lima está tras los pasos de las bandas más peligrosas de la capital

Foto: Cuarto Poder

La delincuencia no se ha detenido pese a la pandemia, por lo contrario, vuelve cada vez de manera más violenta. Estos se registran en bodegas, farmacias o negocios que tengan dinero en efectivo.

Ante este hecho, la unidad operativa de investigación criminal de la región Lima estudia los planes de los delincuentes, las bandas criminales y los capturan en flagrancia.

Todas sus acciones son grabadas para juntar la mayor cantidad de pruebas al momento de solicitar la detención. Se valen incluso de drones para tal fin.

Estos drones llegan hasta los 100 metros de altura y son invisibles, por lo que captan los momentos previos a los asaltos y graban hasta que los hampones terminan reducidos.

Casi todos los delincuentes son jóvenes entre 18 y 23 años. Siempre llevan armas y roban en locales pequeños, saben que encontrarán dinero en efectivo siempre.

Inteligencia, investigación y ejecución, tres pasos claves que la PNP aplica en plena etapa de reactivación para evitar el crecimiento de la criminalidad.