sonidos de un temblor qué significa

sonidos de un temblor qué significa

¿Por qué debes preocuparte cuando un temblor tiene mucho ruido?

Si bien se sabe que vivimos en una zona de América del Sur altamente sísmica, aún existen muchas personas que ignoran las señales de vulnerabilidad al que están expuestos, cuando un temblor de menor magnitud ocurre.

Un sismo pequeño puede decirnos mucho más de nuestras acciones preventivas, que sobre predicciones que carecen de fundamento científico. 

Por ello, existen otros signos de alerta que debemos tener en cuenta, como la relación que tiene un sismo con la sensación de movimiento y el ruido que provoca.

Una señal de vulnerabilidad en el suelo
Por lo general, este fenómeno natural es producido por el desplazamiento de las placas tectónicas y como consecuencia, las ondas sísmicas hacen interacción con la superficie, lo que genera el movimiento.

Pero un sismo menor no viene realmente con ruido. De acuerdo al presidente ejecutivo del Instituto Geofísico del Perú (IGP), Hernando Tavera, el sonido depende de la calidad del suelo y ello puede significar un signo de peligro:

Cuanto más blanda sea la superficie, más fuerte va a ser el sacudimiento y va generar una mayor amplificación y sensación de ruido. Por el tipo de suelo uno puede estar expuesto a derrumbes y deslizamientos. A más ruido, más vulnerables.

Por ejemplo, si tenemos un recipiente con agua y echamos el contenido a otro recipiente compacto, este tratará de detener el agua. Por el contrario, si colocamos un colador para retener el agua, esto no ocurrirá y lo mismo sucede con las ondas.

Hoy en día, gracias a las investigaciones científicas de diversas entidades nacionales, se tiene conocimiento acerca de las zonas más vulnerables del país, respecto a suelos arenosos, blandos y de material rocoso. 

Tan solo en Lima, distritos como Villa el Salvador, San Juan de Miraflores, San Juan de Lurigancho, Comas, Ventanilla, Callao, entre otros, se encuentran en la lista de mayor riesgo a derrumbe de viviendas y pérdidas de vidas humanas.

Recuerda que, más allá de los signos de alerta, también debemos utilizar estos sismos pequeños para poner en práctica lo aprendido en simulacros, así mejoraremos nuestra reacción ante cualquier fenómeno natural.

 

ETIQUETAS: