Tratamientos para eliminar los piojos y liendres

Descubre además, por qué, pese a que has tratado a tu niño o niña contra los piojos, se vuelve a contagiar

Tratamiento para acabar con los piojos

Los piojos no solo son un problema frecuente en los niños sino también en los adultos.  Estos parásitos se transmiten por el contacto de cabeza con cabeza, a través del intercambio de peines, gorras, vinchas, toallas, audífonos o incluso al acostarse sobre la almohada o cama de una persona infectada.
 
 
La comezón que producen los piojos genera fastidio, no permite dormir bien, causa mal humor y poca concentración en clases.  En ese sentido, Manuel Espinoza, médico infectólogo del Instituto Nacional de Salud resaltó la importancia de una práctica saludable, la cual consiste en revisar semanalmente el cabello de los niños utilizando el peine conocido como “patrullero”.
 
En el caso de descubrir liendres y piojos, se debe reportar en el colegio y buscar otras fuentes de infección, como por ejemplo los amigos de barrio o familiares cercanos, ya que es probable que todos estén contagiados y por ende tienen que tratarse para evitar que el problema sea mayor.  Cabe precisar que el contagio de piojos no tiene relación con la condición social o económica ni con la falta de higiene.  
 
Tratamiento para eliminar los piojos
 
El especialista del Instituto Nacional de Salud explicó que las niñas son las más afectadas por los piojos, ya que suelen tener el cabello largo y estos animales buscan el calor para poner sus huevos o liendres.  En ese aspecto, Espinoza brindó las siguientes recomendaciones para combatir los molestos piojos:
 
- En cualquier farmacia se vende champú, lociones o geles para combatir los piojos adultos y las liendres. Si se usa loción en todo cuero cabelludo es importante tenerlo por 10 a 20 minutos o el tiempo que recomiende su médico. Algunas cremas o geles pediculicidas (que matan piojos) deben mantenerse por 4 a 6 horas, antes de enjuagar nuevamente el cabello.  Este proceso se debe repetir cada dos a cinco días para que sea efectivo.
- En el caso de las niñas, lo mejor es que se aten el cabello o se hagan una trenza para ventilar la zona del cuello y orejas.  El especialista recalcó que no se debe rapar o cortar el cabello a las niñas ya que esto genera un impacto psicológico.  Además, no garantiza que no vuelva a tener piojos.
- Puede utilizarse el vinagre para cambiar las condiciones del cuero cabelludo y “desalentar” la permanencia de los piojos, pero su mayor utilidad consiste en disolver el “pegamento” de los huevos (liendres) haciendo más fácil la tarea de eliminarlos con el peine “patrullero”, mejor aún si se utiliza en la fase del peinado crema o acondicionador para el cabello.
 
 
Lo que jamás se debe usar
 
Los productos como el alcohol, kerosene, petróleo o aceite pueden resecar la piel, dañarla o inflamarla, especialmente si el niño se ha producido lesiones por el frecuente rascado. Estos productos no eliminan los piojos ni liendres.
 
Finalmente, el especialista del Instituto Nacional de Salud recordó que el piojo del cuero cabelludo no transmite enfermedades, a diferencia del piojo del cuerpo que se ha relacionado a la transmisión de algunas enfermedades como el tifus exantemático. 
 

ETIQUETAS: