Mujer envenenó a esposo con estricnina para cobrar el seguro de vida

Asesina recibió más de 130 mil soles pero el crimen se descubrió y ya está tras las rejas.

La muerte de Eduardo Llanos Galarza, ocurrida en junio del 2012, había sido considerada como natural hasta que se encontró algo extraño en la necropsia al cadáver.

El documento reveló que Llanos, contador de profesión, falleció por un edema cerebral como consecuencia de un veneno. Las sospechas recayeron sobre su viuda, Nora Román Clemente.

La madre del fallecido, Eva Galarza, aseguró que la relación entre su hijo y su nuera era complicada, incluso desde antes de casarse, que se peleaban y hasta golpeaban, pero aun así se mantenían unidos por sus hijos.

El día de la muerte de Llanos, la mujer dijo que había jugado fulbito y luego había tomado una bebida muy fría, lo que le causó convulsiones y luego la muerte. Sin embargo, la verdadera causa era la ingesta de estricnina que Román le habría dado durante al menos un año.

El móvil del crimen, ocurrido en San Juan de Lurigancho, habría sido económico, pues la viuda del contador cobró cerca de 136 mil soles por el seguro de vida.

La mujer detenida por la Policía, puesta a disposición del Ministerio Público y denunciada ante el Poder Judicial. Fue conducida a la carceleta de Palacio de Justicia en donde por coincidencia, trabajaba como secretaria.