Minsa descarta que vacuna contra virus del papiloma humano haya dejado postrada a niña

Ministerio de Salud dio detalles del caso de la menor de 13 años

Minsa descarta que vacuna contra virus del papiloma humano haya dejado postrada a niña

Vacuna contra el Virus del Papiloma Humano. Foto referencial: Andina

El Ministerio de Salud (Minsa), se pronunció respecto a la denuncia de los padres de una menor de 13 años que quedó postrada en cama tras recibir la vacuna contra el Virus del Papiloma Humano (VPH) en la ciudad de Nasca. Minsa descartó que vacuna haya causado cuadro clínico de la niña.

En un comunicado, la cartera lamentó la “situación de salud que viene atravesando la menor” y dispuso “el acompañamiento y soporte integral” a través de los establecimientos de salud, bajo la cobertura del Seguro Integral de Salud (SIS).

LEEPadres denuncian que hija quedó postrada tras recibir vacuna del papiloma humano

El Minsa detalló que la niña recibió la primera dosis de la vacuna contra el VPH en mayo del 2016, "no presentando molestias posteriores en su salud". 

Agregó que en noviembre del 2016, el Ministerio de Salud inició las investigaciones para determinar las causas del cuadro clínico que presentó la niña y que fue vinculado presuntamente a la aplicación de la segunda dosis de la vacuna contra VPH.

Detalló que el Comité Nacional Asesor para la Clasificación de ESAVI del Minsa concluyó que el cuadro clínico de la menor de 13 años, no fue causado por la vacunación, sino que está relacionado “con una patología renal [tubulopatía] subyacente no determinada”.

En ese sentido, garantizó la calidad, seguridad y gratuidad de todas sus vacunas, las cuales afirmaron son certificadas y adquiridas a través del Fondo Rotatorio de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

LEE: Minsa emite alerta epidemiológica por casos de influenza estacional

El Ministerio de Salud señaló además que la vacuna contra el Virus del Papiloma Humano (VPH) es la “forma de prevención más segura y eficaz para evitar el cáncer de cuello uterino y está acreditada por la Organización Mundial de la Salud (OMS)”.